Últimas tendencias de los seguros marítimos de pesqueros

Das Ruder auf einer Segelyacht, Typ Vindö 50,

Los seguros de pesqueros se enfrentan a nuevas realidades que están cambiando el mundo de la náutica y que obligan a ofrecer nuevas y más amplias coberturas. En el siguiente artículo hacemos un repaso de los principales retos a los que se enfrenta el sector.

 El sector de los seguros marítimos se enfrenta a nuevos retos que obligan a establecer mejores coberturas.

Frente a los riesgos tradicionales que sufren las embarcaciones pesqueras: a saber, riesgos de pérdida total, salvamento, remolque, daños propios por averías, daños a terceros por responsabilidad civil, venimos observando durante los últimos años un cambio en el origen de los mismos, generándose nuevas necesidades de cobertura.

 En primer lugar está el riesgo cibernético, que acecha a las grandes flotas , y que provoca que el 85% de los ejecutivos de dichas empresas estén preocupados por el mismo, en relación a la pérdida potencial de datos, daños a la propiedad y personales, interrupción de negocio y responsabilidad civil que puede generar.

 La lista de exposiciones potencial crece cada vez más rápido y por tanto es necesario tener, dentro de la organización, personas capaces de controlar el riesgo financiero y reputacional que puede surgir a partir de estos riesgos cibernéticos. Los investigadores  han encontrado agujeros en la seguridad de los sistemas de navegación ( GPF, AIS, ECDIS) que ponen en peligro la navegación segura. Cada embarcación tiene líneas de comunicación que presentan deficiencias que pueden ser aprovechadas por terceros (piratas, hackers, esquifes)  con intereses perjudiciales tanto para la embarcación como para sus tripulantes.

 Los seguros de transporte de mercancías por mar y las cadenas de suministro son los objetivos de los hackers. Las terminales portuarias  y de comercio están sujetas a vulnerabilidades significativas al riesgo cibernético.

 En segundo lugar está el riesgo de secuestro, extorsión, piratería y amenazas, queha tenido durante los últimos años en jaque a grandes flotas de atuneros que operan en el Índico y en otras zonas de riesgo de piratería en África, Asia y América. Son necesarios seguros de gestión de crisis que van más allá de los tradicionales seguros de Secuestro, Extorsión y Rescate.

En tercer lugar tenemos los riesgos políticos, que se tornan en motivo de gran preocupación para los aseguradores marítimos de Europa, Estados Unidos y las Naciones Unidas, identificando los riesgos que están sujetos a sistemas de sanciones internacionales para aquellos que incumplen las normas preestablecidas por las organizaciones internacionales. Entre estos riesgos por sanciones comerciales tenemos las imputaciones criminales, las multas, la pérdida de reputación y la potencial ruptura de contratos, como riesgos que precisan de cobertura especial.

 En cuarto lugar se está produciendo una concentración de los riesgos, las sumas aseguradas de los cascos y de las mercancías  cada vez son mayores tanto por el valor de los riesgos transportados como por el valor de los buques, que cada vez es mayor.

 Las embarcaciones más grandes tienen menos siniestros de pérdida total, pero sin embargo  tienen averías particulares de mayores cuantías. La mayor complejidad y exposición da lugar a manejar mayor incertidumbre al tratar siniestros significativos.

En quinto lugar los riesgos de salvamento y de remoción de restos ocurren cada vez con mayor frecuencia y tienen un mayor coste. El tamaño del riesgo, la sensibilidad medioambiental, los intereses políticos y la respuesta limitada de las infraestructuras son factores que están contribuyendo a este incremento de los costes. La obligatoriedad de no dejar los restos de un naufragio en el lugar donde yacen  después de un siniestro, y el volumen y el valor de las embarcaciones y de las mercancías que transportan obligan a remociones cada vez más complicadas. Los enfoques modernos sobre el impacto medioambiental, la infraestimación de los trabajos de remoción, los lobbies medioambientales, las solicitudes de los herederos de los fallecidos en naufragio para que se remocionen los restos de un buque para poder rescatar los cadáveres apresados en el buque, la intervención de las autoridades gubernamentales, la disparidad de regímenes regulatorios a los que una embarcación está sujeta  y la posible responsabilidad ilimitada son factores que inciden en los costes de los siniestros.

 Por último  la congestión de los puertos está incidiendo en que las arribadas a los puertos son menos predecibles debido a las limitaciones de velocidad que se establecen a las embarcaciones y una vez que estas se encuentran en puerto, los buques más grandes comprometen la estancia en las instalaciones durante mucho tiempo. El valor diario medio de estas estancias en puerto se incrementa más deprisa que la tasa de crecimiento de los propios buques. Este riesgo es más acuciante cuando hablamos de la estancia en puertos internacionales con instalaciones limitadas como pueden ser muchos puertos de África y América, donde los astilleros tienen largas colas de espera y donde un siniestro inesperado puede verse dilatado en el tiempo por dicha congestión de las instalaciones, con la consiguientes pérdidas para los armadores que han sufrido el siniestro.

 Fuente: http://www.murimar.com/noticia/153/Blog/Ultimas-tendencias-de-los-seguros-maritimos-de-pesqueros.html

GRUPO SUR, Alimentos Argentinos.

GrupoSur

Organismos regionales internacionales como UNASUR, EL ALBA, PETROCARIBE y MERCOSUR nacieron con la finalidad de propiciar la integración y cooperación en la búsqueda de un desarrollo económico más equitativo. Grandes bloques como UNASUR representan el 5.9 % del PIB del comercio intrarregional. Los productos que más se exportan dentro de la UNASUR y el resto de Latinoamérica son los productos manufacturados, hacia Estados Unidos, China, el resto de Asia y a la Unión Europea se exporta productos primarios (la materia prima de la producción agrícola, pesca, el petróleo, etc.) Fórmula que tendrá que revertirse para hacer más sustentable las economías de los países latinoamericanos y caribeños

En el campo comercial, además de la innovación y las nuevas tecnologías, herramientas como el Geo-Marketing han servido de ayuda para la investigación, el análisis y la toma de decisiones en cuanto a dónde y en qué invertir.

Bajo estas premisas ATLAS Marine Group,  consolida su presencia en el cono sur al fusionar sus servicios con GRUPO SUR, Alimentos Argentinos; Una red de empresas argentinas que participa en todos los procesos que componen la cadena de abastecimiento. El Holding de empresas del grupo está conformado por: CORREDORA SUR, Ofrece servicios de comercialización de cereales y oleaginosas a productores agrícolas, cooperativas, acopiadores y empresas agroindustriales. TRADING SUR, brinda a sus clientes todos los servicios y el asesoramiento necesarios para la exportación de alimentos básicos, productos agrícolas primarios, productos alimentarios con alto valor agregado y productos orgánicos a todos los posibles mercados. ACOPIO SUR, Servicios convencionales de almacenaje y acondicionamiento de mercadería. BIG SUR CARGO, ejecuta exportaciones e importaciones. FORRAJES SUR, Desarrolla el negocio de la alimentación animal de acuerdo a las necesidades nutricionales de las diferentes regiones nacionales e internacionales y SIEMBRA SUR, la cual está en la búsqueda permanente de productores eficientes que quieran producir especialidades y participar en la exportación de las mismas.

Ubicados en el Rosario, centro-este argentino, en la provincia de Santa Fe situada sobre la margen occidental del río Paraná, en la Hidrovía Paraná – Paraguay la convierte en una organización propicia para el Comercio Exterior considerando además que en el Rosario está centrada una prometedora actividad portuaria  (en el Gran Rosario se embarca el 70 % de las exportaciones agroindustriales del país).

Es así como ATLAS Marine Group enfila su proa con rumbo cierto hacia la consolidación de un robusto grupo empresarial entre dos naciones hermanas, miembros de UNASUR y MERCOSUR, que se necesitan mutuamente.

Fuente: http://issuu.com/marcofuentes0/docs/revista_mar__tima_y_portuaria_4ta_e

 

 

 

ATLAS Marine Group presente en Panamá, Punto de encuentro para el Comercio Internacional Latinoamericano.

panama

La culminación de los trabajos sobre la ampliación del Canal de Panamá previstos para el 2015 ha sido atractivo para que gran parte de las empresas dedicadas al comercio internacional y las operaciones marítimas se vuelquen hacia la República del Panamá, considerando que es un país abierto desde hace más de 100 años a la Gran Industria Marítima. Panamá de seguro se convertirá en un Centro Logístico y de Servicios Marítimos al Servicio del Comercio Mundial e Internacional, conforme lo estima la Autoridad Marítima de Panamá (AMP).

Más de un 23% del PIB Panameño lo genera el sector Servicios que incluye transporte, almacenamiento y comunicaciones; es decir: la oferta logística de la ampliación del canal, los puertos, transporte terrestre, transporte aéreo y actividades de almacenamiento. Ello ha permitido el desarrollo del sector portuario, el fortalecimiento de la industria marítima auxiliar y el crecimiento sostenido de la actividad marítima.

En Panamá convergen aproximadamente 144 rutas de transporte del comercio marítimo, lo que crea un acceso directo a un mercado mundial de 2 mil 200 millones de personas lo cual de seguro le permitirá en un futuro inmediato un crecimiento sostenido y confiable generado fundamentalmente por la culminación de la ampliación del canal y su puesta en marcha.

Con este optimismo  visualiza ATLAS Marine Group el inicio a sus  operaciones en la República de Panamá donde continuará ofreciendo sus servicios de Logística Integral a través de sus unidades de Negocios: Inspección,  Shipmanagement, Brokerage, Shipchandler, Trading, Educación entre otras.

Programas de Joint Venture con empresas ya consolidadas de la región permitirán el arranque formal de las operaciones comerciales en la hermana República de Panamá pudiendo atender clientes ya existentes en otras regiones del Caribe y la Costa Oeste de Suramérica con quienes se han tenido excelente relaciones desde hace años.

Para contratación de servicios:

Ing. Neylee Peroza a través de:

Email: neylee.peraza@atlasmarine.net

Cell. +507 68281389.

Fuente: http://issuu.com/marcofuentes0/docs/revista_mar__tima_y_portuaria_4ta_e

Sociedad Venezolana de Medicina Marítima.

FREEIMAGES MAERSK SEALAND RECORTADO

Dra. Maite Duque

La actividad marítima se caracteriza entre otras por su indiscutible dinamismo, representando el 90% del  comercio  mundial, requiriendo para el  funcionamiento de los buques más de 1.2 millones de marinos, expuestos a condiciones y trabajos difíciles y a riesgos particulares ocupacionales de sus profesionales como bien lo ha comunicado la  Organización Internacional del  Trabajo (OIT).

Visto así,  puede entonces entenderse que  el trabajo marítimo por sí solo requiere de considerables exigencias que permitan al hombre adaptarse a sus labores sin menoscabo de su estado físico; sin embargo las evaluaciones médicas podrían variar de forma importante de un país a otro, en este sentido hoy día la Organización Marítima  Internacional (IMO) se apoya de instituciones reconocidas en un gran esfuerzo por implantar directrices internacionales de evaluación médica de Gente de Mar que periódicamente serán revisadas, con la finalidad de disminuir esta variabilidad y por consecuencia estandarizar los requerimientos mínimos de aptitud para la Gente de Mar.

Ante esta necesidad de fomentar y promocionar la investigación científica en el área de salud  en el sector laboral  marítimo, en Venezuela un grupo de especialistas se reúnen por primera vez en la ciudad de Puerto la Cruz, para dar  origen a  la  actual Sociedad Venezolana de  Medicina Marítima.

La Sociedad es una agrupación científica sin fines de lucro, que tiene como objeto el  desarrollo científico de la medicina marítima y la asistencia sanitaria embarcada, entendiéndose  como asistencia sanitaria embarcada las actividades y servicios para cuidar de la salud de los pacientes y tripulantes en un buque, instalaciones petroleras, costa afuera y  actividad de buceo.

Objetivos:

Agrupar en su organización a los Médicos que utilizan, con fines diagnósticos y terapéuticos, la ciencia y el arte de la Medicina Marítima, propiciando su confraternidad y acercamiento científico y profesional para buscar solución de los problemas que se derivan del estudio, investigación, docencia y ejercicio de la especialidad.

Promover  el elevado  desarrollo científico  de sus integrantes.

Velar por el  estricto  cumplimiento de la ética profesional de sus  miembros como  lo establece, el código  civil, el  código de deontología médica y código de ética de las servidoras y los servidores públicos.

Dar  cumplimiento a las normas  nacionales e internacionales aplicables a la salud marítima.

Fomentar la aplicación de recomendaciones basadas en la  evidencia científica en la práctica clínica de consulta, en la asistencia sanitaria embarcada y asistencia médica de puertos.

Auspiciar el  intercambio y la cooperación  técnica  con  Organismos, asociaciones e instituciones médicas  similares, Nacionales e Internacionales reconocidas en  Medicina Marítima y servir de intermediaria entre sus miembros y dichas instituciones para la gestión de ingresos a cursos de perfeccionamiento, incorporación como miembros o cualquier otra actuación o gestión que promueva el progreso de la Medicina Marítima.

Fuente: http://issuu.com/marcofuentes0/docs/revista_mar__tima_y_portuaria_4ta_e